España no se abarca con la mano: respuesta a @dhh

Hace un par de días tuve una breve pero intensa disputa dialética en twitter con @dhh, David Heinemeier, el flamante creador de Ruby on Rails y partner de 37signals.

storify dhh

[View the story “Conversation with @dhh” on Storify]

Por un lado, no deja de alucinarme como twitter ha permitido acercar a personas que de otro modo jamás estarían conectadas. Y lo genial que es que un tipo como David, que está en la cresta de la ola y es toda una” celebrity”  tecnológica, le conteste a un mindundi, como yo. Aunque no esté de acuerdo con él.

Y la otra cosa que me hace reflexionar y me preocupa bastante más, es la terrible imagen de marca país que tiene España desde hace un par de años y que no deja de caer cada minuto. ¿Dónde se ha quedado aquel discurso de que éramos el milagro español, con nuestra alta velocidad, expertise en renovables, bancos solventes , turismo de calidad y tecnología puntera?.

Ahora, todo el mundo se lanza a la crítica fácil y despiadada, rescatando tópicos que van desde la perenne siesta a la filosofía del “mañana-mañana”, vamos, que aquí lo dejamos todo para luego.

Y puestos a hacer mucha leña del árbol caído, incluso gente como David, que dice ser fan de España, se lanza a hacer comentarios generalistas y demoledores sobre nuestra inexistente cultura de trabajo y servicio. Todo ello desde su atalaya de “guiri” con conocimiento de causa de la idiosincrasia española, porque viene mucho por aquí, igual sabe hasta hacer sangría, si hace falta.

Pero los españoles somos una sociedad mucho más compleja. “España no se abarca con la mano”, Miguel Hernández dixit. Por supuesto que tenemos grandes deficiencias, con una lamentable casta política, una estructura empresarial que dificulta la conquista de mercados exteriores y la innovación y nuestra buena dosis de ninis o jetas esperando que alguien venga a salvarnos el culo.

Si @dhh se preocupara de conocernos mejor, se daría cuenta de que también somos una sociedad de luchadores, gente preparada y capaz, experta en improvisar y sacar adelante proyectos difíciles con poquísimos recursos. Somos creativos, gente de honor y tenemos muchas ganas. Ganas de que España vuelva a crear empleo, sin perder nuestros derechos sociales en el proceso. Ganas de atraer talento nacional y extranjero para que empujemos todos juntos para ser competitivos en esta nueva realidad global, llena de oportunidades y también de retos y de miedos.

Antes no éramos los reyes del mambo, por mucho que nos haya gustado creérnoslo, pero ahora tampoco somos los vagos y maleantes que nos quieren hacer creer. Así que ¡a trabajar!.

 
Añado este vídeo, de la mano de @javiersantiso, que ayuda a ilustrar mi argumento de que España tiene grandes empresas y profesionales de los que estar orgullosos, “La Crisis española desde un punto de vista diferente”:

P.d.- He intentado invitar a @dhh a una de nuestras comidas de Chamberí Valley, para que pueda conocer otra realidad española, de emprendedores tecnológicos y globales, pero no he tenido suerte de momento. ;).

  • Hola,

    esta claro que las generalidades suelen ofender a la minoria. Aún siendo Español, no puedo dejar de estar de acuerdo con @Dhh.

    Una teoría rápida. Aquí somos impuntuales y no hablo de llegar a tiempo, digo para pagar. Me explico. Desde el empresario ricachon hasta el último de la fila que atiende una mesa de la forma más sacrificada del mundo trabajando turnos de 10 horas en jornadas partidas y por menos de 1.000€. Nadie respeta el trabajo. Nadie paga el mismo día que recibe la factura. Es así por mucho que nos pese. Y así nos va las cosas. La gente no esta motivada por trabajar. El mal servicio viene de trabajadores poco motivados e infelices. Así es como en nuestra sociedad ser funcionario ha sido siempre la salvación. “No trabajes para los empresarios explotadores, trinca una oposición mi hijo y veras que bien te irá…”

    Aquí vamos a otro ritmo. Un alemán cuando te dice que te paga, te paga. Y como siempre habrá excepciones que confirman la regla.

    Si te doy toda la razón que en España hay casta. Hay talento. Hay creatividad. Hay inteligencia. Y hay grandes empresas, empresarios y trabajadores. Pero la verdad, estando como está la cosa, la minoría confirma la regla de la mayoría. España esta enferma y si no se “hackea”, se le hace un >format spain: me temo que terminaremos con volcado de pila y sin disco duro para instalar nada.

    Y perdona el discurso pero me dio por entrar a Twitter y encontrarme con @aemiliusmg hablando de este post. Voy a seguir currando que hay que salvar a españa porque procrastinando poco haremos.

    Un abrazo y buen post.

  • Julio Loayza

    Hombre. Qué quieres que te diga, tiene toda la razón del mundo. No creo que esté diciendo que no haya ningún caso de eficiencia en España, o a que no haya talento. Se refiere a que en términos generales se trabaja mal, desorganizadamente y tarde. Y así es como sucede. Mires donde mires, por desgracia, es así.

    Hay que asumirlo, hay que criticarlo y hay que trabajar para cambiar esa tendencia, cada uno en lo nuestro, poniendo nuestro granito de arena, pero no podemos ignorarlo. Porque, sí lo hacemos, flaco favor nos hacemos.

    • miguelarias

      Parece que @dhh tiene muchos seguidores :). Estoy de acuerdo con vosotros en que España necesita revisar muchas cosas, a todos los niveles, para salir de la crisis.

      Pero no me parece bien que se generalicen actitudes que no representan a gran parte de nuestra sociedad y que se hable de que tenemos la peor cultura de servicio y eficiencia del mundo.

      Entender nuestros defectos y paliarlos es clave para mejorar, lo compro, pero tener fe en nuestras capacidades y no dejarnos llevar por el derrotismo también es fundamental.

      • Hola Miguel.

        La verdad es que nunca he sido muy seguidor de 37 signals. De hecho, ni sabía que vivía en España. Vi el retweet por casualidad, precisamente a Kilian, y entré a opinar 🙂

        No creo que haya dicho que tengamos la peor cultura de servicio y eficiencia del mundo, y si así fuera, lógicamente, no estaría de acuerdo. Pero sí es cierto que si miras los diez países más industrializados, destacamos del resto, seguramente, junto con Italia, cuya cultura latina les hace tener una idiosincrasia similar a la nuestra, por hacer las cosas tremendamente mal.

        Creo que te equivocas en decir que esas malas actitudes que criticamos no representan a gran parte de nuestra sociedad. Sí que lo hacen, y por desgracia de forma clara y rotunda. Es posible que te muevas con otro tipo de gente; activa, emprendedora, trabajador y responsable (yo también lo hago), pero que la gente que hace tu mundo sea así no significa, en absoluto, que sea la mayoría que represente al país. Es todo lo contrario.

        Ten por seguro que si fuera como tú dices, no estaríamos sumidos donde estamos.

        Saludos.

  • Emilio

    Dado que fue un tweet mío apoyando el post de Miguel el que provocó la intervención nocturna de Kilian y después de Julio, me veo en la obligación de opinar. Estas partes de comentarios permiten matizar los argumentos y obviamente creo que todos tenemos parte de razón, a todos nos gustaría que España fuera mejor, querríamos cambiar muchas cosas para bien, pero también valoramos el enorme talento, capacidad de sacrificio y espíritu emprendedor que hay en España, un país en el que la norma general sea la ineficiencia como dice David no consigue los logros que aparecen en el video del post de Miguel por ejemplo. Por eso, a mi juicio, caer en la tentación de generalizar negativamente al conjunto de un país por algunas malas experiencias concretas siempre es un error y se vuelve en tu contra. Siendo esto así, aún lo es más por twitter, en donde no hay matización posible (no como aquí, obviamente por tema de espacio) y aún más si tienes la capacidad de ser un líder de opinión (como es el caso de David con sus más de 67.000 followers).
    Coincidiendo con varias cosas de las que dices Kilian o Julio, no puedo estar más de acuerdo con cómo ha actuado Miguel: considero completamente injusto que una persona como David Heinemeier, que además comienza diciendo que ama España, diga que aquí para vivir en paz debes olvidarte de recibir un servicio eficiente o en plazo y aún peor, que no le extraña que estemos en problemas y que en EEUU esto no pasa. El caer en la tentación de generalizar para mí acaba dejando en evidencia el juicio de quien lo emite, ya que, aunque solo sea por estadística, es obvio que en España puedes encontrar miles de ejemplos de excelentes servicios y en EEUU miles de ejemplos de pésimo. Y esto ha sido así en plena crisis, y también hace 5 años, cuando supuestamente éramos la locomotora europea. Como todo en la vida, depende de en qué te fijes. Sin caer en la autocomplacencia, para mí siempre, vaso medio lleno! 😉
    Gracias por el post Miguel, y a Kilian y Julio por este interesante debate siempre nocturno.
    Salu2.
    Emilio